-Anuncio-
domingo, agosto 1, 2021

¿Quién mató a Raquel?

Alicia Palma
Alicia Palma
Doctora en Ciencias Sociales por El Colegio de Sonora. Licenciada en Periodismo por la Universidad Kino. Experiencia en medios de comunicación y oficinas de enlace.

Relacionadas

- Advertisement -

Ya pasó un año del terrible hecho que conmocionó tanto a conocidos como quienes simplemente se enteraron de la noticia: el feminicidio de la doctora Raquel Padilla Ramos, investigadora del Centro INAH Sonora. Un asesinato de este tipo siempre es algo fuerte, contundente, definitivo y violento; premeditado, porque en la cabeza del perpetrador estaba primero como una fantasía y después en la alevosía del arrebato.

Detalles más o menos sobran, solo involucran al morbo. La respuesta de cada cabeza, exteriorizada o no, es la que nos da la respuesta de quién fue el primer culpable:

-Anuncio-

¿Por qué no dijo nada antes?

Debió haber tenido más cuidado

Pero si era doctora

-Anuncio-

No debía haberse involucrado con esa persona

Al señor le ganó la ira

¿Qué habría pasado?

-Anuncio-

Se acaloró la discusión

Debió haber estado tomado o drogado

Es que se expuso

¿Por qué dicen tanto feminicidio?

Y así podemos hacer una lista interminable de razones que se vienen a la cabeza, todas ellas sin lógica, -pero dentro de la propia lógica de la violencia normalizada-, y que apuntan a que la víctima, vulnerada de una forma tan vil hasta ultimarla, con evidencia de que no estaba en sus manos su salvación, todavía hasta el último respiro de su existencia, le correspondía y era la única absoluta responsable de su seguridad y protección.

Todas estas respuestas y cuestionamientos que se hacen revelan al verdadero asesino en cuestión de todos los feminicidios que ocurren en el mundo: el machismo. Esa enfermedad que aqueja tanto a México y al estado de Sonora. Porque se trata de un odio hacia las mujeres donde la violencia es normalizada al grado que hace fácil decir:
es que todos los hombres tienen algo de machistas. Esa afirmación debe ser motivo de alarma, pero no lo es.

Solo funciona para que en realidad sea la mujer la única encargada de regular, atender, cuidar y protegerse de esa “característica de odio hacia las féminas” en la sociedad. Porque ese ha sido el discurso desde que se identificó al machismo como tal en la segunda ola del feminismo, o como “el malestar que no tiene nombre” lo llamaría Betty Friedman en su libro la mística femenina, en 1963.

Pero este mal tiene nombre, es una enfermedad que distorsiona el ejercicio de la masculinidad y se ha establecido en el sistema patriarcal validado por cualquier actitud que lo refuerza. Y no alcanza sólo a los hombres, sino también a las mujeres, que aunque violentadas, se acunan dentro de él a la par por sobrevivir dentro del mismo.

Si nos identificamos, en cualquier nivel, con alguna de las frases anteriores: “debió haber sido más cuidadosa, al hombre le ganó la ira, pues qué pasaría, estaría borracho…”, significa que debemos trabajar hacia el interior esa parte misógina que tiende a culpar a la mujer en el hecho de violencia encima del verdadero autor: nuestra propia psique machista.

Y al final reconocerlo y ponerlo tras las rejas no basta, es momento de revisar nuestras reacciones y que el Estado se involucre en sanar la estructura de cualquier conducta de odio; desde sus leyes, políticas públicas, acciones y ejercicios para salvaguardar la dignidad y seguridad de las que restan, porque no pasaron a mejor vida, no murieron, las mataron: Ámbar, Itzel Nohemí, Adriana, Raquel…. por mencionar algunas.

Ambar, 20 años, asesinada en Hermosillo, Sonora.

Itzel Nohemí, 7 años, asesinada en San Luis Río Colorado, Sonora.

Adriana, 29 años, asesinada en Guadalajara, Jalisco.

Raquel, 53 años, asesinada en la comunidad de El Sauz, Ures, Sonora.

En el 2019 se registraron 3 mil 825 asesinatos a mujeres en México. Sólo mil 6 se tipificaron como feminicidio.

Según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), a principios del 2020 se registran 10 feminicidios por día en nuestro país, cifra que va a la alza con los casos de violencia intrafamiliar a raíz de la pandemia por covid-19

Aviso

La opinión del autor(a) en esta columna no representa la postura, ideología, pensamiento ni valores de Proyecto Puente. Nuestros colaboradores son libres de escribir lo que deseen y está abierto el derecho de réplica a cualquier aclaración.

- Advertisement -

Opinión

Hallan a persona sin vida al noroeste de Hermosillo; su cuerpo mostraba signos de violencia

Hermosillo, Sonora.- Durante la madrugada de este domingo se atendió un reporte de persona sin vida con signos de...

Sebastián Vettel es descalificado del GP de Hungría Fórmula 1

Sebastián Vettel se quedó sin la segunda posición del Gran Premio de Hungría al ser descalificado horas después de...

INE reporta 476 incidentes durante consulta popular

El secretario Ejecutivo del Instituto Nacional Electoral (INE), Edmundo Jacobo Molina, informó que al corte de las 16:00 horas,...

Capturan a José Ramón “N” por abusos deshonestos en Hermosillo; hizo tocamientos a una joven de 20 años

Hermosillo, Sonora.- José Ramón "N" fue detenido y presentado ante la autoridad investigadora por el delito de abusos deshonestos...
- Advertisement -