-Anuncio-
domingo, diciembre 5, 2021

Cual es tú patrón de vida

Eloísa Flores García
Eloísa Flores García
Postgrado en Sexualidad Humana. Especialidad en Terapia Gestalt y Terapia Cognitiva Conductual. Master en Programación Neurolinguística y Lenguaje Hipnótico. Especialidad en Patrones Avanzados de Lenguaje.

Relacionadas

- Advertisement -

Seguramente te haz encontrado con personas que de lo único que hablan es de lo difícil que ha sido su vida, de lo que han batallado para llegar hasta este momento.

Platican a todo el que se encuentran de lo difícil que fue su infancia, de todo lo que tuvo que vivir, como les toco ser el patito feo en la familia, al que nadie quería, del que todos se burlaban y al que todo lo negativo le pasaba.

-Anuncio-

Y así transitan, compartiendo sus penas con unos y otros. ¿Pero qué lado de lo que nos pasa estamos viendo? ¿En qué parte de lo vivido nos quedamos atrapados? En lo que nos gustó o en lo que nos disgustó. A veces hasta poco recordamos los momentos agradables por estar reproduciendo los negativos y mantenerse incluso en el estado de víctimas.

Sin duda esas personas actúan así porque en su momento no se dieron cuenta y generaron heridas en su vida que no sanaron y se quedaron estancadas rumiando y lamentándose por los acontecimientos pasados; porque no registraron también lo bueno que les pasaba, porque de que hubo buenos momentos, los hubo y sin darse cuenta les bajan el volumen y la intensidad.

Pero además, esas personas no se dan cuenta que mientras sigan manteniéndose en ese estado de lamentación, mientras sigan enviando su energía hacia esa parte de su vida y se la traigan al aquí y ahora, mientras sigan aumentando el volumen a estados negativos; más complicado les será darse cuenta de su estado, de las oportunidades que la vida les esta presentando cada dia; porque siguen reproduciendo la parte negativa de la experiencia, siguen enfocándo su atención en lo que no les gusta, más que en las cosas y momentos agradables y esto se convierte en un patrón de vida.

-Anuncio-

Es importante mencionar que esas heridas de la infancia siguen ahí porque tu lo haz permitido, en el momento que lo decidas cierras ese capítulo de tu vida que aún mantienes abierto y las cosas en tu vida como por arte de magia se empiezan a acomodar.

Ya que es necesario señalar además que las heridas emocionales provocan baja autoestima, que vivas con dolor, con frustración por no lograr lo que te propones, que sigas con rencor, que tus estados de ánimo cambien y de repente pierdas el control de tus emociones.

Por lo que es momento de revisar nuestros patrones de vida, darnos cuenta de que es lo que compartimos con quienes nos rodean, si es necesario buscar esquilibrar y mantener estabilidad emocional. Esto no significa que desaparezcan o no vayamos a vivir cosas desagradables; más bien es ir sanando momento a momento, no dejar heridas, ir cerrando ciclos y caminar libres y ligeros de equipaje sin tanta carga.

-Anuncio-

Ya verás que si se puede…

Aviso

La opinión del autor(a) en esta columna no representa la postura, ideología, pensamiento ni valores de Proyecto Puente. Nuestros colaboradores son libres de escribir lo que deseen y está abierto el derecho de réplica a cualquier aclaración.

- Advertisement -

Opinión

Denuncian tala de árboles en área contigua a fraccionamiento Corceles en Hermosillo

Hermosillo, Sonora.- Alrededor de 10 árboles de mezquite fueron arrancados de raíz del área contigua al fraccionamiento Corceles, al...

“Checo” Pérez queda fuera en Arabia Saudita por choque en GP de la Fórmula 1

El primer Gran Premio de Arabia Saudita de la historia de la Fórmula 1 fue interrumpido este domingo tras...

Reportan 10 casos de covid en crucero con más de 3 mil pasajeros en EEUU

Más de 3 mil 200 personas que viajan a bordo del crucero 'Norwegian Breakaway', que partió de EEUU y...

Naranjeros gana segundo encuentro ante Sultanes de Monterrey, este domingo se define la serie

Con una contundente ofensiva encabezada por Nick Torres quien conectó su octavo cuadrangular de la temporada y remolcó cuatro...
- Advertisement -