-Anuncio-
domingo, mayo 9, 2021

“¡Sálvese quien pueda!” en la disrupción digital (primera de dos)

Relacionadas

- Advertisement -

Hace 2 años se publicó una obra que puede explicar todo lo que sucede y pudiera ocurrir en el inmediato futuro. “Sálvese quien pueda”, de Andrés Oppenheimer. La propuesta del libro (confieso que me quedé a medias porque se me hizo demasiado fantasioso y apresurado) es que el 47% de los empleos en el mundo serán reemplazados por robots o computadoras inteligentes. Abandoné esta obra cuando empecé a leer que ya había robots recepcionistas atendiendo en hoteles de Japón, entre otros servicios automatizados. Al escribir esta columna dicho material está en frente de mi y será vuelto a estudiar para compartirles datos duros. Pero invito a que lo estudiemos juntos porque me equivoqué y no vi venir lo que estamos viviendo.
Nadie lo vio venir. En esa fecha, hace un año, hice un viaje a Arizona y me sorprendió como en un Wal Mart en Sierra Vista una computadora te cobraba el mandado y competía con personas en cajas. Me impactó: Le pasaba los productos en un lector que te sumaba cantidades, te imprimía recibos y listo.
Soy de la generación de los 80, de la transición digital. Añoro mis épocas de infancia en la Cananea minera de ésa década. Pero la realidad ya se impuso.
De acuerdo a un webbinar que tuvimos acceso con el doctor Kamal Munir de la Escuela de Negocios de Cambridge en Inglaterra, mediante el Curso “Lidiando con la Disrupción y Cambiando los Imperativos Competitivos”, los alumnos de diferentes partes del mundo diseccionaron cuáles serán los sectores afectados en esta pandemia.
También en pláticas con empresarios sonorenses coinciden en algo: Esto es juego cero. Todo cambió. Las reglas del juego comercial. De venta, distribución, compra. Pero TODOS estamos llamados a reinventarnos. A volver empezar.
El doctor Munir habló frente a sus alumnos de la naturaleza de la disrupción. Se trata de la innovación constante. Es encontrar un segmento de los consumidores necesitados que te obliguen a cambiar las reglas del juego. El concepto fue utilizado en 1997 en el libro “La innovación es el dilema” que escribió Clay Christensen.
En la actualidad constantemente hay oportunidades para ser disruptivos. En este proceso ganan las empresas que saben escuchar las necesidades de los clientes, que interpretan las tendencias del mercado. Las que están dispuestas a sacrificar a corto plazo para ganar a largo plazo. Las que brindan un servicio adicional a los consumidores o clientes. Las que saben leer qué es lo que piden los consumidores. Es necesario hacerlo bajo la tecnología, el cambio del modelo de negocio y una plataforma digital que ofrezca productos de innovación, seguros y de calidad. Donde el cliente sienta que gana en servicio y ahorro de dinero al adquirirlo.
Con la pandemia mundial todos los negocios han sido impactados. De manera positiva o negativa. Pero uno de los negocios más afectados son los restaurantes. Los consumidores han perdido la confianza en salir e ir a comprar alimentos a lugares que no les den seguridad higiénica a la hora de comer. Pero sobre todo no se quiere gastar lo que se tiene ahorrado. La mayoría tendrán que mutar a una economía digital.
También el consumo de noticias. Los medios tradicionales son cada día más amenazados por los portales de internet y redes sociales. Las empresas grandes de comunicación y periodismo son golpeadas por publicaciones de portales y redes sociales que no necesitan de grandes infraestructuras para operar.
También el turismo. La automatización de procesos en la industria de todos los niveles.
La diversión: El mundo del espectáculo tiene un gran reto. ¿Qué pasará con los conciertos y presentaciones masivas? ¿Todo será vía digital?
Los que pueden ganar son los restaurantes y la industria del turismo que ofrezca un mejor servicio de seguridad higiénica a los visitantes.
También las ofertas educativas que se adapten a este cambio.
Los que pueden perder y deben evolucionar:
Cadenas nacionales o internacionales de restaurantes que no puedan homologar procesos en la venta de sus productos.
Medios de comunicación gigantes que serán cada vez mas amenazados por contenidos digitales.
La industria del turismo si no se adapta.
La industria de los viajes: Aviones, camiones, trenes. ¿Cada vez gente querrá menos viajar?
La educación: ¿Qué sigue en las escuelas de todos los niveles? ¿Le diremos adiós a las escuelas y la educación se llevará en línea en casa? Ojalá que no.
Pero creo que los gobiernos, partidos y candidatos a puestos de elección popular no dimensionan lo que ocurre. El siguiente artículo seguiremos con el tema.

- Advertisement -

Opinión

Brigadas de Vida y Servicios Públicos mantendrán operativo en panteones de Hermosillo

Hermosillo, Sonora, 8 de mayo de 2021.- Con el objetivo en común de que la conmemoración del Día de las...

Con llantas recicladas pueden taparse baches, propone “Toño” Astiazarán

Hermosillo, Sonora, 8 de mayo 2021.- El candidato a Presidente Municipal de Hermosillo de la Alianza Va por Sonora,...

Célida López invita a niñas deportistas a luchar por sus sueños

Hermosillo, Sonora, 8 de mayo de 2021.- La candidata a la alcaldía de Hermosillo por Morena, Célida López Cárdenas,...

Gana “Canelo” Álvarez en ocho episodios; Joe Saunders se quedó sentado en su esquina

Saúl Canelo Álvarez dio un paso más al dominio de las 168 libras al derrotar por nocaut técnico a...
- Advertisement -