¿Quieres misa muerto? - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Opinión > ¿Quieres misa muerto?

¿Quieres misa muerto?

Imagen: Internet

POR Javier Cázares Sánchez

La frase con la que titulo mi columna de esta semana hace referencia a un viejo dicho que significa preguntar lo obvio, lo usamos cuando alguien quiere averiguar algo que, de antemano, ya se sabe la respuesta, como tratar de investigar si el agua moja o lo caliente quema.

Hago esta referencia por la consulta que han anunciado para la próxima semana y que ya empezaron a circular en medios sociales, que se hará en los mismos lugares de la consulta anterior, bajo la misma mecánica, pero ahora ya no para preguntar sobre el nuevo aeropuerto, sino por una serie de programas sociales que se tiene pensado echar a andar el año que entra, así como algunas obras a realizarse en el sureste.

La sola forma en la que se llevan a cabo estas consultas no puede justificarlas como válidas al no existir elementos que den certeza de la imparcialidad y significancia de los resultados, y además le debemos agregar que se hace campaña de promoción a las opciones que se promueven; de consulta se tiene poco, de propaganda se tiene mucho.

Es sumamente difícil para personas que no tienen suficiente conocimiento o preparación en los temas que se preguntan, decidir si apoyan o no alguna iniciativa, no tienen contexto, no conocen los impactos de lo que están decidiendo y los riesgos o inconvenientes de lo que se les presenta.

Las decisiones complejas no se deben de presentar como un simple sí o no, tenemos que evaluar todo lo que significan, hacerlo con conocimiento de causa, evaluando impactos, costos, alternativas, opiniones de expertos, escenarios, alianzas, negociaciones y muchas otras cosas que darán mayor certidumbre a nuestras decisiones.

Imaginémonos en el plano personal si nos preguntamos ¿quieres comprar un carro nuevo?, la mayoría de nosotros es muy probable que contestáramos afirmativamente, ¿quién no quiere un carro nuevo?, pero responsablemente debemos de preguntarnos primero ¿puedo hacer esa inversión? ¿Me conviene hacerla? ¿En qué momento la debo de hacer? ¿Cuál es el tipo de carro a comprar? ¿Cuál es el monto a invertir? ¿Qué marca me conviene más?

Alfonso Romo, futuro jefe de la Oficina de Presidencia, declaró que la confianza por el nuevo gobierno del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, se rompió desde la consulta ciudadana por el Nuevo Aeropuerto Internacional de Ciudad de México, comentó abiertamente que se equivocaron en el proceso.

No obstante, lejos de aceptar como nuevo equipo al mando esta realidad mantienen en curso estas pseudo consultas, que están minando rápidamente la confianza en el país por su sesgo demagógico y que han provocado que muchos inversionistas se estén retirando, vamos a tardar algunas semanas o meses en que los efectos sean sentidos por el grueso de la población, pero en definitiva afectarán.

Los inversionistas del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México ya han declarado que una vez que oficialmente sean notificados de la decisión del gobierno mexicano de no respetar los contratos firmados, llevarán esta situación a los tribunales arbitrales internacionales, algunos ante el Tratado de Libre Comercio que aún está vigente, y otros ante las instancias que les correspondan.

Lo anteriormente mencionado tendrá efectos muy fuertes, en especial en la firma de lo que sería el T-MEC, no será fácil justificar ante un nuevo congreso de Estados Unidos, el pactar con un país que no cumple con sus compromisos.

Me parece que muchas personas en México están padeciendo de lo que se llama en toma de decisiones disonancia cognitiva, el cual es un conflicto que podemos tener cuando tomamos una decisión equivocada y que en vez de aceptar el error y corregir el daño, nos vamos de frente queriendo justificar a toda costa nuestra decisión por temor al ridículo o a la burla, aún que implique negar la realidad.

En la medida que nuestras nuevas autoridades, y muchos de nosotros aceptemos nuestros errores y se corrija el rumbo, podremos regresar a la estabilidad, esto no quiere decir que no se hagan cambios, ocupamos mejorar muchas cosas, pero no podemos afectar al mercado porque de ahí vivimos todos, cualquier mejoría vendrá de tener condiciones económicas de certeza, apego al estado de derecho y de inteligencia y prudencia en la toma de decisiones.

Acerca del autor

Javier Cázares Sánchez es consultor organizacional y analista en temas de seguridad.

Correo Electrónico

javier.cazares@outlook.com

Twitter

@jcazares66

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

COMENTARIOS

1 Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

NOTAS RELACIONADAS