Mi hijo de preescolar es muy inseguro, ¿cómo puedo ayudarlo? - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Opinión > Mi hijo de preescolar es muy inseguro, ¿cómo puedo ayudarlo?

Mi hijo de preescolar es muy inseguro, ¿cómo puedo ayudarlo?

Imagen ilustrativa

POR Ely Mc Pherson

Columna Educar para la vida

Cuando somos padres de un pequeño de edad preescolar podemos observar que es muy inquieto, algo preguntón, le gusta mucho jugar.

Nuestra vida de adultos es un corre, corre. Siempre tenemos pendientes por hacer y en ocasiones nos llegamos a desesperar, los regañamos o castigamos por cualquier cosa y podemos ser muy severos para su edad.

Logra que tu pequeño se sienta importante para ti y para toda la familia. Estimúlalo a hacer diversas actividades y lo mas importante, hazlo sentir que es capaz de realizarlas bien.

Tratar de no estarlo corrigiendo a cada momento, muchas cosas tendrá que aprender a hacerlas mejor, pero hay que darle tiempo al tiempo. Si puedes elogia siempre con una frase positiva, pero no dejes de señalarle en qué cosas puede mejorar.

Nosotros, como padres, podemos influir en esa inseguridad, hay que tomar en cuenta lo siguiente:

* Conocer muy bien que niño tenemos un estilo educativo demasiado estricto, autoritario o sobre protector pueden influir en el desarrollo de la autonomía del niño, pueden impedir que los niños tomen sus propias decisiones, ya sea porque los padres tienen temor a que les ocurra algo o por la misma rigidez con lo que lo educan. Acuérdate que son los padres los que deciden y controlan qué, cómo y cuándo realiza ciertas actividades su hijo. Lo anterior puede provocar en el niño algunos sentimientos de inferioridad, pérdida de confianza en uno mismo o bien pérdida de autoestima.

* Como padres tenemos muchos temores a equivocarnos, a fracasar o tomar alguna decisión equivocada ya que cada vez que el niño intenta hacer cualquier cosa por sí mismo hay alguna persona que lo ayuda o lo hace por él, se lo prohíbe o le reprocha que lo hizo. Lo anterior no nos ayuda para nada, hay que ofrecerle confianza y acompañarlo en cada paso que da, cada vez lo hará mejor.

* La falta de afecto, cariño o rechazo explícito. Los niños necesitan sentirse queridos, valiosos e importantes para sus padres. El exceso de críticas o incluso humillaciones repercute negativamente en la creación del autoconcepto y autoestima de nuestros hijos. Los padres debemos proporcionarles un entorno familiar seguro y estable para que puedan desarrollar un adecuado equilibrio emocional que facilite el desarrollo de habilidades socioemocionales para desenvolverse adecuadamente en el mundo.

* Las comparaciones entre hermanos y los celos no superados. El nacimiento de un hermano puede provocar sentimientos de inseguridad en el niño, quien piensa que ya no es suficientemente importante para sus padres al creer que prestan mayor atención al recién nacido. Estos sentimientos pueden enquistarse si al crecer los padres comparamos constantemente a los niños, infravalorando las capacidades de uno y  sobrevalorando las del otro.

Acerca del autor

Elizabeth Mc Pherson Hernández es profesional de la educación presencial y a distancia, tiene estudios de postgrado en educación, docencia, gestión e innovación educativa, también es directora de HighDesert, Centro Educativo Multicultural.

Correo Electrónico

elymx77@hotmail.com

Twitter

@elymcpherson

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

NOTAS RELACIONADAS