Abel Ayala salvó la vida de un bebé, casi asfixiado por su padre - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Hermosillo > Abel Ayala salvó la vida de un bebé, casi asfixiado por su padre

Abel Ayala salvó la vida de un bebé, casi asfixiado por su padre

POR Luis Angel Carlin

Un elemento de la Policía Preventiva salvó la vida de un menor de cinco meses de edad cuando estaba siendo asfixiado por su padre alcoholizado, Los hechos se registraron la noche de este lunes en un domicilio de la colonia Las Minitas, en Hermosillo.

De acuerdo a lo relatado por Abel Ayala Valdez, quien tiene ocho años de servicio, se recibió un reporte vía radio por violencia intrafamiliar y al llegar al lugar, observó cómo una mujer le hacía señas para que se detuviera, al entrevistarse con ella, tuvo conocimiento de que el padre de familia, la había golpeado en el rostro y la había echado de la casa quedándose con el menor encerrado en el interior.

La mujer manifestaba su temor de que algo malo le estaría pasando al niño, pues no dejaba de llorar y describió al tipo como un hombre muy violento.

El oficial relató que la mujer lo llevó hasta el domicilio:

“Al llegar al lugar me dijo métase a la casa, ahí está mi niño. Yo nomás oía los llantos, y ya al asomarme así, no tenía acceso, tenía reja la ventana, la puerta era de fierro, mi único acceso fue por el aire, el aire acondicionado”, relató Ayala Valdéz.

Una vez que pudo ingresar al inmueble, observó cómo el sujeto se encontraba acostado encima del menor, a quien sólo le veía la cabeza, que ya presentaba un color obscuro y no dejaba de llorar.

“Y me metí, al momento de meterme se me cayó el radio, no pude pedir apoyo, tuve que meterme así, ni modo de ponerme a buscarlo, el chavalo estaba encima de él, lo estaba ahogando, el niño estaba morado, tenía una llorona, y le quité al niño y en cuanto lo puse a salvo con su mamá, se lo pasé por el ducto, este chavalo se puso eufórico, muy agresivo, se va contra mí”, relató el policía.

Ayala dijo que durante varios minutos se enfrentó cuerpo a cuerpo con el presunto agresor en el interior de una de las recámaras de la casa, hasta llegar el momento de que se agitaron y fue entonces cuando el sujeto tomó un rifle calibre 22 que se encontraba en una de las esquinas del cuarto, en ese momento el oficial tomó su arma de cargo y le disparó en dirección de la parte baja del cuerpo hiriéndolo en una pierna.

El oficial aseguró que nunca tuvo la intención de arrebatarle la vida. Una vez que el sujeto tiró el rifle, el policía aprovechó para esposarlo y colocarlo en un sillón. En ese momento solicitó a la madre de familia le proporcionara el radio para solicitar ayuda a la corporación.

Al llegar el refuerzo, los oficiales de la corporación policiaca derribaron la puerta e ingresaron al inmueble, sacaron el presunto agresor y lo trasladaron a la comandancia de policía más cercana, fue puesto a disposición del agente del Ministerio Público.

Se espera que en las próximas horas la madre del menor acuda a las instancias correspondientes  a presentar la denuncia formal, pero independientemente de ello, el caso se sigue de oficio ya que hubo un intento de asesinato en contra de un servidor público.

 

COMENTARIOS

3 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

NOTAS RELACIONADAS