La cultura de la legalidad - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Puenteros Ciudadanos > La cultura de la legalidad

La cultura de la legalidad

POR Melissa Platt

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

La cultura de la legalidad en una sociedad es el convencimiento de todos sus miembros sobre la responsabilidad que cada uno tiene al momento de construir una comunidad en armonía, regida por una serie de reglas y leyes dentro de un Estado de Derecho.

Una sociedad que vive en una cultura de legalidad es aquella que participa en la toma de decisiones de forma democrática y acata las normas que la mayoría considera como justas.

Como humanidad tenemos miles de años viviendo más o menos de esta manera, una cultura de legalidad primitiva por así decirlo, la cual nos permitió asentarnos como civilizaciones sedentarias y de esta manera fuimos creando comunidades pacíficas y organizadas.

Conforme han pasado los siglos, hemos desarrollado diferentes ideologías sobre cómo vivir mejor en comunidad, los castigos se han vuelto más justos y menos crueles.

El acceso a servicios básicos, a la salud, a la educación se volvieron prioridad en nuestros sistemas de gobierno.

La humanidad ha logrado grandes cosas y sin embargo, no vemos una gran fe en nosotros mismos. Nuestros líderes mundiales se han vuelto caricaturas sobre producidas, hambrientas de poder. Los sistemas fallidos, los actos terroristas y crímenes de odio son noticias de todos los días.

¿Qué fue lo que pasó?

En mi opinión personal, nunca hemos sido perfectos, pero nos hemos vuelto flojos.

Vivir bajo esta cultura de la legalidad implica participación, implica análisis de la información e implica vigilar en manos de quien ponemos el poder.

Democracia significa poder en manos del pueblo, y esto implica trabajo. Gobernar no es algo fácil, así que nos resultó más sencillo sólo elegir a un representante una vez cada seis años y retirarnos a nuestra rutina.

Confiar en nuestros representantes es básico pero si hay algo más importante aún es hacerlos responsables por sus acciones para que su trabajo sea verdaderamente en servicio del pueblo.

Vivir una cultura de la legalidad es ejercer nuestro derecho y obligación a gobernarnos, se hace todos los días y toma tiempo, pero vale la pena  pues el progreso no es obra de uno solo, si no de toda una sociedad, trabajando en equipo para alcanzarlo.

Acerca del autor

Melissa Platt

Licenciada en Ciencias de la Comunicación y responsable de Comunicación de la Coordinación de Seguridad Ciudadana en el Ayuntamiento de Hermosillo.

Correo Electrónico

meliplatt@gmail.com

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

NOTAS RELACIONADAS