El comité ciudadano del SEA - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Opinión > El comité ciudadano del SEA

El comité ciudadano del SEA

POR Guillermo Noriega

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Columna En la lupa

Sin duda una experiencia compleja, interesante y con matices diversos. Un organismo colegiado ciudadano seleccionando a otro organismo colegiado ciudadano. El objetivo era que los partidos políticos no se repartieran entre cuotas y cuates, como regularmente se hace. Y se logró un proceso exitoso.

Integramos la Comisión de Selección nueve sonorenses. De todo un poco. Con orígenes diversos, profesiones distintas y experiencias diferenciadas. Al igual, con criterios muy variados, lo que obviamente incide en el resultado final.

El trabajo más complejo fue establecer una metodología profesional y con reglas claras para que, a la hora de la hora, los resultados tuviesen el blindaje necesario. Un elemento de transparencia central fue hacerla pública al momento de que terminó el registro de aspirantes y así, demostrar que no hubo “traje a la medida” para nadie.

La convocatoria tuvo lo suyo, con defectos desde el origen de la misma ley nacional. Ahí no hubo ni para donde hacerse. Eso sí, logramos que estuviese abierta tres semanas y promoverla por todo el Estado.

Se inscribieron 48, pero pasaron 43 a la fase de entrevistas, a las que se presentaron 35 aspirantes. De viernes a martes tuvimos el privilegio de platicar con personas comprometidas y entusiastas que desean hacer algo para combatir la corrupción. Sin duda, una experiencia cansada, pero enriquecedora.

Cada integrante de la Comisión de Selección tuvimos una hoja de Excel donde evaluamos uno a uno su experiencia profesional, la preparación académica, su exposición de motivos, el prestigio profesional, la vinculación con organizaciones y academia, la aportación en actividades ciudadanas, así como la independencia partidista, la objetividad y, algo muy importante, el desempeño en las entrevistas, mismas que fueron públicas.

Gracias a expertos del CIAD, se programó que cada cédula individual se concentrara en una matriz integradora, misma que fue nutriéndose conforme fuimos evaluándoles uno por uno.

La metodología era clara: Los hombres competían con los hombres y las mujeres con las mujeres. Los dos mejores evaluados fueron el doctor Aarón Grajeda, de la Unison (quien tuvo la mejor entrevista) con 98.82 % y el maestro Alberto Haaz con 94.29% (mismo que me tuve que excusar de evaluar). Al excusarse alguien, el resto de integrantes les evalúa y se promedia entre el número de evaluadores efectivos.

De las mujeres las mejor calificadas fueron Reyna García Moraga, de la Unison de Caborca, con 96.63% (y una entrevista impecable) y Miriam Monreal, abogada que trabaja en el Instituto de Transparencia vigilando instituciones, con 90.61%.

Según lo acordado, el quinto lugar sería ocupado por el tercer mejor evaluado independientemente del género, y fue Aquiles Fuentes, con 89.67 % quien, a pesar de haber obtenido menos calificación en el rubro de independencia y objetividad, logró muy buenas calificaciones en el resto.

Los resultados son positivos. Imposible que todos quedemos totalmente conformes y absolutamente felices, pero con esto Sonora se convierte en el segundo Estado en lograr su encomienda y en hacerlo bien. Algunos creemos que la integración no es perfecta, incluso algunos de mis aspirantes favoritos no lograron una calificación suficiente, por más que argumenté mis razones, pero así es esto. Así es la democracia y hay que saber perder.

El CPC tiene una buena integración, bastante digna y creo que realizarán un excelente trabajo. Habremos de arroparlos y ayudarles a hacer su trabajo de la mejor forma posible.

Por cierto, las cédulas de calificación individual de cada evaluador y la matriz integradora serán públicas en el portal del Congreso del Estado, por lo que se podrá conocer las razones, motivos y valoraciones que cada quien hicimos de cada aspirante.

Quedo satisfecho por el trabajo realizado que, independientemente de resultados e inconformidades (como es siempre natural), con todo y tragos amargos, deja un precedente de cómo se deben llevar a cabo este tipo de procesos.

¡Hasta la próxima!

Columna tomada de El Imparcial

Acerca del autor

Guillermo Noriega es licenciado en Relaciones Internacionales, exdirector de Sonora Ciudadana A.C., activista en favor de la transparencia.

Correo Electrónico

Guillermonoriega@gmail.com

Twitter

@elmemonoriega

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *