De movilidades incompletas - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Puenteros Ciudadanos > De movilidades incompletas

De movilidades incompletas

POR Yanely Estrada

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Una de las situaciones importantes a considerar en la ciudad de Hermosillo es la calidad, eficacia y seguridad del sistema de transporte y su sistema vial. La situación de la ciudad ha llevado a la carencia de soluciones que enfaticen la búsqueda de alternativas plausibles para la reconfiguración de los medios de transporte.

La ciudad debe enfrentar los retos de su planificación metropolitana, incluyendo la expansión de la mancha urbana, así como el de incorporar las nuevas necesidades para el transporte público.

En ese sentido, ¿cuáles han sido las estrategias en Hermosillo para mejorar la movilidad? Señalaremos tres elementos que consideramos importantes: la infraestructura urbana, la conectividad y la seguridad vial.

Los mecanismos empleados en torno a potencializar la infraestructura urbana en Hermosillo se han enfocado en fortalecer los nichos que la propia iniciativa privada ha abierto.

El uso de los medios de transporte público como un medio cotidiano de movilidad se convierte en una travesía al desconcierto y obliga a la búsqueda de otras alternativas de mejor calidad en términos de eficiencia y adecuación a las condiciones ambientales que imperan en nuestra ciudad.

De ahí, el éxito de UBER, que ha desplazado al servicio tradicional gracias a la atención y servicio a sus usuarios y se ha convertido para muchos en un complemento del transporte público por lo accesible de su costo.

Por otro lado, la conectividad vial ha perdido fuerza debido a la alta disposición de vehículos motorizados de uso particular.

En consecuencia, la posibilidad de instrumentar espacios peatonales o crear espacios en las avenidas existentes para el uso seguro de medios alternativos de transporte, como la bicicleta, se convierten en una necesidad urgente.

En ese sentido, el acceso a otros medios de transporte queda inacabada, limitando el desarrollo y uso de otras formas de transportarse.

Por ello, resulta importante repensar no sólo en la cuestión tarifaria, sino en la oferta del transporte apropiado para una ciudad cuyas condiciones climatológicas exigen un servicio eficiente y cómodo.

Por último, la seguridad vial se encuentra en un punto de quiebre. La necesidad de incrementar la educación en temas urbanos se convierte en un punto decisivo para legitimar nuevas formas de conducirnos en la ciudad, en donde la población aumenta cada día.

Es necesario pensar en formas que alienten la construcción de escenarios seguros para quien transita, tomando en consideración al peatón y al usuario de medios no motorizados.

La atención a las pautas de atención a transeúntes en señalamientos, espacios acotados para el desplazamiento peatonal y la necesidad de incorporar vías para el ciclista, son tan solo algunas de las cuestiones pendientes para nuestra ciudad.

Acerca del autor

Yanely Estrada

Licenciada en Sociología y maestra en Ciencias Sociales por el Colegio de Sonora, Colson.

Correo Electrónico

yestrada1904@gmail.com

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

NOTAS RELACIONADAS