¿Si descansaste el domingo, por qué odias los lunes? - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Sorpréndete > ¿Si descansaste el domingo, por qué odias los lunes?

¿Si descansaste el domingo, por qué odias los lunes?

POR Internet

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

El lunes es el día que más odiamos de la semana, por lo que incluso algunos se reportan enfermos al trabajo u otros no van a la escuela, pero ¿por qué surge tanto desprecio?

El lunes es el día más pesado de la semana porque es el comienzo de una nueva jornada, pero el final de un buen descanso, aunque de acuerdo a la ciencia, hay otras razones por las que tenemos tanto odio por este día, ¿cuáles son? A continuación te las decimos.

Cambian tus patrones de sueño

A lo largo de la semana sueles desvelarte debido a la carga de trabajo o por algún compromiso social, pero al llegar el viernes, las consecuencias del cansancio son muy marcadas, por lo que el sábado y domingo aprovechas para dormir como si no hubiera mañana para reponer las horas pérdidas.

Sin embargo, de acuerdo a un estudio de la Universidad Flinders, en Australia, esto no es bueno porque nuestro reloj biológico se altera hasta en 45 minutos, lo que provocará que tu semana sea más pesada.

Debes socializar

El psicólogo Alex Gardner, explica en un artículo publicado en el periódico británico The Telegraph, que a pesar de lo civilizados que somos, en esencia somos cavernícolas que usan trajes y que para sentirnos parte de nuestra tribu (en este caso los compañeros de trabajo), debemos socializar al llegar a la oficina. Si no lo hacemos, no comenzaremos de ben humor a semana y odiaremos más a los lunes.

Es un cambio drástico y súbito

De acuerdo a una encuesta realizada por Gallup, no existen diferencias sustanciales en la calidad del trabajo ni en el nivel del estrés entre cualquier día de la semana, es decir, no hay razones objetivas para que el lunes sea el peor día.

La razón del odio, señalan, está en la percepción del día en contraste con el descanso, la emoción y el placer del fin de semana. Mientras que el viernes es percibido como un buen día porque es el comienzo de la relajación, el lunes representa un regreso cruel a la realidad.

Sientes más malestar que otros días

Durante el fin de semana te desvelas, lo que repercute en tu nivel energético del lunes, sobre todo si sumas alcohol, tabaco, comida poco saludable y otras sustancias que, si bien te ayudan a relajarte, terminan afectando a tu organismo.

Todo esto provoca fatiga, falta de sueño, problemas estomacales, resaca o una percepción disminuida de uno mismo, lo que provoca que la semana no inicie con la mejor actitud. Esto puede provocar que el lunes te sientas menos atractivo.

Tu salud es peor que toda la semana

No sólo te sientes mal físicamente, sino que estás menos saludable que otros días.

Diversas asociaciones médicas han demostrado que los lunes pesas más y tienes mayor talla corporal por lo exceso del fin de semana. Asimismo, es en este día cuando la presión arterial se registra más alta, además de que aumenta el riesgo de sufrir un ataque cardíaco.

Tomado de sumedico.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

NOTAS RELACIONADAS