Proyecto Puente > Opinión > ¿Somos el laboratorio de unos pocos?

¿Somos el laboratorio de unos pocos?

POR Manuel Emilio Hoyos

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Algo no ha estado bien en los últimos meses respecto a medidas anunciadas por el alcalde de Hermosillo. Muchos hablan de falta de asesores, otros de populismo, sin embargo, lo que sí es vox populi, son las medidas que parecieran no estar analizadas de fondo y que generan una percepción de que no hay rumbo.

Pero vámonos por partes y usted amable lector saque sus conclusiones. En la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (Envipe 2016), la Percepción del Desempeño en cuanto al nivel de confianza se encontraba de la siguiente manera en Sonora:

La Policía de Tránsito (46.9%) y Policía Municipal (53.2%) ocuparon el lugar 10 y 9 respectivamente, es decir los sonorenses confían poco en estas policías, ¿razones? muchas y una de ellas es que regularmente los policías municipales son los primeros en tener trato con nosotros los ciudadanos.

En otras palabras, estas corporaciones son con las que la ciudadanía en Sonora “navega” día con día, y pudiera ser un factor fundamental para la falta de credibilidad.

Hace meses el alcalde de Hermosillo grabó un video donde reprobaba que la ley soltara a los delincuentes, y que apoyaba a “ciudadanos” – que por cierto nunca se supo quienes fueron – que mediante el portal infraganti.mx exhibían a “delincuentes” para que la sociedad supiera quienes eran.

La realidad muy diferente y tan fue así, que ni bajaron los delitos ni se acabó el problema de inseguridad, mucho menos el de violencia, y hasta el citado portal se “cerró”.

En ese momento el alcalde estaba convencido de apoyar a dicha iniciativa, situación reprobable desde el ámbito de Derechos Humanos y de total contraste con los años de lucha de la Sociedad Civil para formar un sistema de justicia penal garante de la presunción de inocencia.

No obstante, el alcalde metió una iniciativa de ley de cambios a situaciones que según él culpables de que los delincuentes quedaran libres.

Se anunció el Hermosillo Seguro, se anunció el Semáforo Delictivo, que por cierto documentos de transparencia señalan que a los hermosillenses nos cuesta 60,000 (sesenta mil pesos más IVA) saber si estamos en rojo, amarillo o verde.

Y es que meses atrás el secretario de Seguridad ya había venido anunciando una serie de programas que decían a través de una página de internet, dónde y cuándo se cometen delitos en la capital del Estado. Pregunta ¿es necesario gastar sesenta mil pesos más IVA a una compañía para saber cómo vamos en un semáforo delictivo?

También hace un par de semanas se anunció el cambio de comisario de Policía, el cual se lleva a cabo en medio de escándalos de parte de un grupo de policías los cuales realizan una “detención” de un repartidor de hamburguesas de una manera poco profesional y llena de más dudas que respuestas.

Esto sin contar los robos a Tesorería Municipal, al corralón de Hermosillo, a diferentes robos de casa habitación sobre todo en el sector Centenario, que personas vestidas de payaso han amagado a residentes dentro de sus casas provocando temor, por cierto, según testigos se habla de una van color blanca la que al parecer está llevando a cabo estos robos.

Pero no únicamente la Policía Municipal está fallando, también la Policía Estatal de Seguridad Pública así como la Policía Estatal Investigadora, ya que no ha habido resultados en detenciones además de la falta de un plan de comunicación del gobierno tanto municipal como estatal de alertar a la ciudadanía de eventos que son similares y que deben poner en alerta a los ciudadanos.

Por el contrario, ninguna autoridad dice nada, y mientras las redes inundan muchas veces de temor de lo que se está viviendo en Hermosillo y Sonora.

Pero Hermosillo no es exclusivo del problema de inseguridad, solo por mencionar acontecimientos, en Cd. Obregón se han estado presentado problemas graves de inseguridad y violencia, apenas la semana pasada una persona fue privada de su libertad (Laguna del Náinari) a las nueve de la mañana y llevada a cajeros para retirar dinero para los ladrones.

En Guaymas y San Luis Río Colorado se vive la misma situación de robos, así como en Caborca.

Y eso sin mencionar que ciudadanos siguen deteniendo y amarrando a probables delincuentes sin que la autoridad tanto municipal y estatal se den abasto al problema.

Se ve y se habla de falta de coordinación y rencillas entre municipios y Estado, de ser así menos abona a la crisis que enfrenta nuestra entidad.

Y por si fuera poco el alcalde de Hermosillo apoya en aumentar las multas para disminuir los accidentes y violaciones al reglamento de Tránsito.

Solo mencionaré lo siguiente, la experiencia internacional, que nos dice que esto no es determinante, y es muy poco probable que sea real, esto a excepción del aumento de multas económicas a los conductores punibles (el cual tiene otra justificación).

El Dr. Luis Montoro, de España, quien ha publicado una cantidad de libros del tema de seguridad vial y dirigido tesis doctorales en el tema, señala lo siguiente: “Si la multa cumple con toda una serie de principios científicos como por ejemplo la proporcionalidad, la multa tendría valor educativo y si esto no fuera así, solo tendría un fin meramente recaudatorio”.

Y además señala que “la multa económica inhibe, pero no modifica el comportamiento del conductor”

Creo y seguiré insistiendo, que mientras los políticos no generen estrategias de seguridad en conjunto con la sociedad civil organizada, para juntos lograr un mejor entorno y una comunidad segura, los esfuerzos serán inútiles.

Ya basta señores políticos de apostarle a lo no profesional y a la ligereza a la hora de tomar decisiones que nos afectan a todos, no somos su laboratorio para estar adivinando o apostando a lo que solo un grupo en el poder cree que es bueno para nosotros los ciudadanos.

Ya basta ciudadanos de nomás quejarnos en las carnes asadas y es hora de ponernos a luchar por las causas que mejoren nuestro entorno social. De no ser así estamos condenados a que nada cambie. Es hora que juntos hagamos de Sonora una comunidad más segura.

Acerca del autor

Manuel Emilio Hoyos es especialista temas de seguridad; tiene maestría en Ciencias Forenses y Victimología. Es director de PISA (Policía Internacional Sonora-Arizona A.C.).

Correo Electrónico

memiliohoyos@gmail.com

Twitter

@EmilioHoyos777

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *