La ONU pone el ejemplo - Proyecto Puente
Proyecto Puente > Opinión > La ONU pone el ejemplo

La ONU pone el ejemplo

27 Sep 2015, London, England, UK --- The premiere of The Intern at Vue, Leicester Square, London Pictured: Anne Hathaway --- Image by © Splash News/Splash News/Corbis

POR María Elena Carrera

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Hace unos días la joven actriz Anne Hathaway fue nombrada embajadora de Buena Voluntad por la Organización de Naciones Unidas (ONU), para hacer conciencia y visibilizar la desigualdad en el reparto de las labores en el hogar, entre hombres y mujeres.

Se trata de un tema que ni por asomo, está en la agenda de los gobiernos pues se considera “natural” que las mujeres seamos las encargadas de realizar prácticamente todo el trabajo doméstico, y es considerado uno de los llamados “roles de género” que más afectan la eficiencia y la productividad de las mujeres en el ámbito laboral.

Tanta es la preocupación de la ONU que la señora Hathaway pondrá de relieve que al ser las mujeres quienes estén a cargo casi al 100 por ciento de las tareas en el hogar, que se ha convertido en uno de los principales obstáculos para la tan llevada y traída igualdad de género sea una realidad.

ANNE

El proyecto que encabeza desde el 15 de junio del presente año la mencionada actriz norteamericana, quien expresó sentirse honrada e inspirada por la oportunidad de ayudar al avance significativo de la igualdad de género, tendrá como objetivo lograr que los países adopten e implementen políticas públicas que traigan cambios tangibles a la hora del reparto de las labores en el hogar.

Promoverá, entre otras medidas, que los países miembros de la ONU, ofrezcan servicios de guardería asequible y de bajas por maternidad y paternidad compartidas tanto en el sistema público como en el privado.

La ONU manifestó estar trabajando muy fuerte para fomentar una mentalidad más positiva y modalidades prácticas en el entorno laboral, que creen las condiciones para que las mujeres alcancemos la igualdad.

En la Encuesta Nacional de la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2011 (Endireh), encontramos los siguientes datos: el 89.1% de las mujeres en Sonora han sido discriminadas en el trabajo “El requisito que le hayan pedido una prueba de embarazo como condicionante para entrar a un trabajo, pagarles u otorgarles menos prestaciones por el hecho de ser mujeres, tener escasas oportunidades para ascender, no renovarles el contrato de trabajo o despedirlas por su estado de gravidez, constituyen las manifestaciones más frecuentes de discriminación laboral, al ser a su vez el tipo de violencia más recurrente”, (Pág. 56).

Por situaciones como la reflejada en la encuesta que se acaba de citar en el párrafo anterior, es que la Secretaria General Adjunta de las Naciones Unidas y Directora Ejecutiva de ONU – Mujeres Phumzile Mlambo-Ngcuka, dijo que el nombramiento de Anne Hathaway era oportuno sobre todo por lo que ella llamó “castigo por maternidad”.

Dicho “castigo” significa que cuando las mujeres se convierten en madres, la remuneración y las oportunidades de ellas en el trabajo se ven afectadas. Por eso es importante llamar la atención sobre estos temas que están desdibujados de los tres órdenes de gobierno. Teniendo una gobernadora una mujer debía ser un tema prioritario a atender.

Es fácil ver la violencia hacia las mujeres, cuando se trata de feminicidios, de golpes; pero todavía es muy poco lo que se hace con relación al tema que ahora ocupa a la ONU y a su embajadora de Buena Voluntad.

Los estereotipos o roles de género, hace que sea difícil para los hombres tomarse un tiempo sin trabajar, para dedicarlo al cuidado de un hijo o hija. Se trata de un modelo de familia que debe cambiar, y es justamente el quehacer que impulsará a partir de ya Hathaway, hablar sobre la importancia de la distribución equitativa del trabajo en el hogar.

De no hacer este tipo de esfuerzo, la igualdad entre hombres y mujeres sólo será letra muerta. Esperemos entonces, que se trate de un proyecto exitoso, y que Sonora no se quede atrás.

María Elena Carrera es licenciada en Ciencia Política por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), plantel Iztapalapa, y experta en temas de seguridad, coordinadora nacional y fundadora de Mujeres y Punto A.C. e integrante del Comité Ciudadano de Evaluación al Desempeño Legislativo. @MariaElenaC5

Acerca del autor

María Elena Carrera es licenciada en Ciencia Política por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), plantel Iztapalapa; experta en temas de seguridad; coordinadora nacional y fundadora de Mujeres y Punto A.C. e integrante del Comité Ciudadano de Evaluación al Desempeño Legislativo.

Correo Electrónico

mariaelena.carrera@hotmail.com

Twitter

@MariaElenaC5

Las opiniones expresadas en los artículos de nuestros colaboradores, son de exclusiva responsabilidad del autor, no necesariamente representan el sentir de Proyecto Puente

COMENTARIOS

2 Comentarios

  • Lupina Molina Hernández dice:

    Como siempre valiosa colaboración

  • Graciela guillen alvarez dice:

    Es muy importante que se de publicacion a estos temas relacionados con la igualdad d genero, y que los gobiernos tomen cartas en el asunto, para que no quede como bien dice en letras muertas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *